Proceso sencillo y natural

El proceso de vinificación en MONTECASTRO es un proceso sencillo, selectivo y natural, aunque intentando experimentar con técnicas modernas de elaboración que mantengan el respeto de la uva y que a la vez sean capaces de potenciar aromas, manteniendo la calidad y el equilibrio, cuidando en especial los taninos.

La nave de elaboración cuenta con 16 depósitos de hormigón, con capacidad desde 5000 hasta 16000 litros,  además de 5 depósitos en acero inoxidable pequeños para hacer microvinificaciones controladas. Todos los depósitos cuentan con control de temperatura frio-calor. La razón principal por la que se optó por tener depósitos de hormigón es que mantiene muy bien las temperaturas y no tiene electricidad estática, que ayuda a nacer con vinos muy limpios. Por otro lado, con la vinificación terminada es un gran elemento de crianza combinándolo continuamente con las barricas.

LEER MÁS